Capítulo 24 – La muerte de Anéeka.

La muerte de Anéeka

“Entonces, el velo del olvido, la sensación
del paso del tiempo y la idea de ser finitos
son partes inseparables del concepto
que define un alma.”

Tina Athena Swaruu.

Crucero estelar Toleka. Borde del sistema Solar 13 cerca del cinturón de Kuiper.
Día 5 de noviembre de 2022. Marco temporal terrestre.

Con la finalización de los juicios cósmicos se había hecho una gran limpieza en el cosmos y un grande avance no solo para el restablecimiento de la bondad y espiritualidad en los lirianos terrestres sino también para conseguir establecer la paz y la tranquilidad de muchas sociedades y razas extraterrestres de este sector de la galaxia. Podría decirse que las Guerras de Orión por fin habían terminado. Sin embargo, todavía quedaban algunos flecos que había que resolver ya que no todo el cabal y no toda la Federación 5D regresiva habían sido desmantelados o destruidos y por lo tanto durante algún tiempo habría que extremar las precauciones monitorizando y vigilando cada movimiento sospechoso en la Tierra y en el espacio hasta que quedara confirmada de manera definitiva la eliminación total del cabal, la Federación 5D regresiva y sus aliados.

En la Tierra las fuerzas de liberación formadas por semillas estelares y razas positivas de alta consciencia tenían información fehaciente con relación a la existencia de esos reductos regresivos, pero todavía no habían sido localizados ni identificados con precisión. El cabal utilizaba tecnología super avanzada de camuflaje y ocultación.

Y efectivamente, en un DUMB situado muy cerca de donde Ramón y Gala emitían su divulgación en Canadá y cuyas instalaciones habían sido abandonadas mucho tiempo atrás y no constaban en ninguna documentación oficial o extraoficial como instalaciones operativas, una de estas facciones supervivientes del cabal gestionada por una agencia secreta de tres letras fuertemente militarizada, comenzó la construcción de un nuevo edificio secreto completamente independiente, instalando tecnología militar de última generación y también tecnología extraterrestre junto con una IA como cerebro con acceso y control a un Big DATA, toda ello alimentado con un generador de energía punto cero. El sistema completo tendría acceso a internet a través de una conexión muon-neutrino que no necesitaba de cables y cuya transmisión de datos podía hacerse a través de un micro portal para que fuera imposible detectarla y hackearla. Los datos se recibirían por algún servidor oculto todavía operativo e instalado en Rusia o EE. UU.

La misión de estas nuevas instalaciones era el control total del mundo ufológico y espiritual y además, seguir dando cobertura a cualquier tipo de divulgación extraterrestre o metafísica suplantando a todos y cada uno de los verdaderos extraterrestres o entidades no humanas que a estas alturas de la guerra ya habrían abandonado a sus contactados o su divulgación estaría intervenida cien por cien por las agencias de tres letras. Y este era el caso de Ramón y Gala que ocupaba la mayor parte del interés de esta facción regresiva del cabal. Querían hacerse con el control total de la divulgación una vez que el contacto con las taygeteanas había sido abandonado a principios de mayo de 2022.

En seis meses la instalación estaba ya operativa y trabajan en ellas cientos de personas. En la nómina de esta célula militar había militares de todos los cuerpos, guionistas, escritores, novelistas, historiadores, expertos en temas espirituales y metafísicos de toda la Tierra, religiosos jesuitas, telépatas, expertos en visión remota, periodistas, niños con poderes, ingenieros de todas las ramas técnicas, físicos, químicos, matemáticos, expertos en marketing digital, mentalistas, psicólogos, psiquiatras, sociólogos, astrólogos, médiums, médicos, cirujanos, analistas de datos, etc. La lista de expertos era interminable. No querían dejar cabos sueltos por lo que tenían trabajando las veinticuatro horas al día a expertos en todas las áreas del saber. Querían dar respuesta a todas las preguntas que pudieran hacer los seguidores y semillas estelares y quería que pareciera todo muy real, todo muy extraterrestre, todo muy metafísico y espiritual.

Durante la mayoría del tiempo invertido en la construcción del edificio y la instalación de los equipos técnicos, los expertos y científicos contratados para esta nueva etapa habían estado alimentando la IA interna con toda la información que esos expertos y científicos e ingenieros habían recuperado de todos los contactados que habían tenido un trato real con extraterrestres. La información que habían estado dando la taygeteanas y swaruunianas al principio de la divulgación real era la más atesorada por estos expertos. De ella, también ellos habían aprendido mucho.

Aunque todo pareciera estar controlado por efectivos militares de las agencias de tres letras, quienes realmente gobernaban y estaban detrás de todo esto eran dos razas regresivas y que deseaban desarticular a las semillas en la Tierra que eran su verdadero enemigo y obstáculo principal para conseguir sus planes en la Tierra; Maitré y Malakak eran esas razas. A pesar de que el cabal había sido derrotado en la Tierra, estas razas todavía pensaban que podrían cambiar la situación en la batalla por la Tierra con estas operaciones clandestinas, pero prácticamente este reducto regresivo se encontraba solo y sin apoyo de nadie.

Estas razas, altamente beligerantes, se resistían a rendirse y convertirse en prisioneros de las fuerzas positivas terrestres y extraterrestres que los buscaban denodadamente. Sabían muy bien que harían con ellos en cuanto los capturaran y eso no lo podían permitir. En realidad, estas razas regresivas, eran los verdaderos ideólogos de esta nueva etapa de la divulgación totalmente bajo su control y habían llegado a la conclusión de que, debido a la fingida naturaleza de alta consciencia y su esencia cuasi bio plasmática que le permitía estar en cualquier parte, debía ser el avatar de Yazhi el que volviera a ponerse en contacto con Ramón y Gala vía teclado a través de una conexión a internet sumergida en la dark web, indetectable e irrastreable.  

Tras esta decisión había habido reuniones internas para decidir cómo se enfocaría esta nueva fase de la divulgación y se había desarrollado un plan para llevar a cabo este nuevo proyecto oscuro. La idea final sería el de hacer desaparecer a las verdaderas taygeteanas y swaruunianas de la mente de los seguidores, desacreditar a Swaruu y a Anéeka y desmontar sus enseñanzas y sustituirlas por otras que permitiera al cabal dirigir y controlar la percepción de las semillas estelares y desactivar su poder. El punto fundamental de este plan siniestro era el resurgimiento del avatar de Mari Minerva Swaruu que contaría con un canal propio de divulgación en las redes sociales y que sería llevado por varios de los expertos contratados por el cabal con el apoyo de la IA instalada en el DUMB.    

La figura de Yazhi en esta nueva etapa era fundamental porque haría de puente entre la antigua divulgación y la nueva y una vez que Mari Minerva Swaruu se hubiera hecho con el control y la mayoría de los seguidores de la divulgación y la atención total de las semillas estelares, Yazhi dejaría poco a poco de contactar con Ramón y Gala.

El nuevo canal de Minerva se construiría sobre un canal que se había creado en julio de 2020 con motivo de la desaparición de Swaruu y que nunca fue utilizado. En realidad, la idea de hacer que Minerva tuviera canal propio no era nueva. Ya se planteó en el pasado para hacer algo similar, pero finalmente no se llevó a cabo ya que se creyó que la divulgación todavía no estaba madura y había que capturar más seguidores y semillas estelares.

Y ahí estaba el quid de la cuestión. El cabal necesitaba controlar a las semillas estelares. Eran demasiado peligrosas para la supervivencia del cabal. Y que mejor manera de hacerlo que controlando totalmente la divulgación y dirigiendo la percepción de los seguidores y semillas a otra realidad diferente donde su poder quedaría minimizado y ellos idiotizados por los dogmas de una nueva religión. Pocos se darían cuenta de que estaban siendo manipulados, aducidos y adoctrinados y por tanto nuevamente aborregados. 

Minerva era la baza más importante del cabal para conseguir sus objetivos ya que, tal y como se había vendido a los seguidores, Athena y Minerva eran incluso más avanzadas espiritualmente que la propia Yazhi que fue el primer prototipo de swaruuniana y que tanto juego había dado al cabal aun a costa de desvelar al público mucho secretos y conocimientos ancestrales guardados por el cabal y que les permitiría también soltar mucho Karma. Minerva era la última versión de swaruuniana diseñada por el cabal y no tardaría en quitarle protagonismo a Athena que había quedado, aparentemente, como la única que estaría cien por cien en contacto con los lirianos terrestres.

Los que controlaban y supervisaban ahora la divulgación habían decidido que era hora de eliminar cualquier referencia a las enseñanzas de Swaruu y sobre todo de Anéeka que era la más reciente y que aún podría volver a la órbita terrestre. Así que el grupo de control había decidido eliminar el avatar de Anéeka y que fuera la supuesta Yazhi la que diera la noticia hacia los seguidores de la divulgación. Como complemento a eso, el nuevo canal de Minerva comenzaría a desacreditar y desprestigiar sibilinamente, no solo cualquier divulgación realizada por la verdadera Anéeka o Swaruu, sino a ellas mismas, aduciendo que no supieron medir el impacto que supondría no haber controlado la información que dieron en su día y con el fin de hacer pensar a los seguidores que Minerva lo haría mucho mejor y así ganarse su confianza. El plan también contemplaba la desaparición paulatina de Ramón y Gala que se habían convertido en un estorbo ya que poseían demasiados conceptos originales de Swaruu y Anéeka que no sintonizaban con la narrativa de la nueva divulgación. Gradualmente dejarían de recibir información de Yazhi que también terminaría desapareciendo de escena para darle más relevancia y poder a Minerva. Todavía no sabían cómo desaparecería la pequeña Sophia, pero no sería difícil enviarla a Temmer o Erra o hacerla transcender a la novena densidad. Cualquier cosa que le contaran a los seguidores se lo creerían a pies juntillas.

Con Minerva y las restricciones de su canal de divulgación para que nadie pudiera poner en duda su autenticidad y la autenticidad de la divulgación, se aseguraba cierto control por no decir el control total sobre las semillas estelares que habían caído en la trampa abducidas por la nueva religión y por el encanto de Minerva, su nueva diosa, y que no se darían cuenta de que todo era un gran montaje de este reducto todavía operativo y poderoso del cabal.

El asombro y la sorpresa que se generaron fueron enormes cuando la noticia llegó a la Toleka, varada en algún lugar cerca del cinturón de Kuiper realizando mayormente actividades de vigilancia y logística. También se confirmaba, por parte de la tripulación, que la divulgación había muerto y sido suplantada por dogmas sectarios pseudo religiosos insertados por las agencias de espionaje a las órdenes de un Vaticano ya desbaratado. Era una operación calcada de la experiencia que se había vivido con Swaruu de Erra. En la Toleka también se sabía que algunas facciones regresivas, todavía en activo, seguían controlando y manipulando la divulgación. Nada que viniera de esta nueva divulgación tenía que ver con las enseñanzas de las verdaderas taygeteanas y swaruunianas.

La falsa divulgación, transmitida a través de los canales de Ramón y Gala y dada por la falsa y recién aparecida Yazhi, había anunciado a los seguidores de la nueva religión swaruuniana que la adorable y muy querida Anéeka de Temmer había muerto el cinco de noviembre a sus veintitrés años por causa de un fuerte estrés que llevaba padeciendo durante mucho tiempo. Se estaba rindiendo culto a la taygeteana y todo el mundo lloraba su pérdida. Había muerto por y para la humanidad. ¿No recordaba esto a aquel supuesto que murió supuestamente en la cruz por todos nosotros? Anéeka se había convertido en un nuevo Cristo para la nueva religión swaruuniana. ¿Cómo podía la gente creerse tal cosa? Y aunque Anéeka hubiera desencarnado de verdad, ¿No se había dicho miles de veces que la muerte no existía? Los seguidores no eran capaces de pensar que, con su capacidad tecnológica y espiritual, si Anéeka hubiera estado enferma de verdad, podría haber regresado a su tierra natal para recuperarse y pasar doscientos años allí y luego volver a la Tierra cinco minutos después de haber partido.

Era evidente que la divulgación, la falsa divulgación, había llegado a su fin y algunos, los más avispados y menos adoctrinados, se dieron cuenta de ello. Pero lo que confirmaba para algunos seguidores y semillas estelares la desaparición definitiva de la divulgación tal y como se conocía fue la irrupción de Mari Minerva Swaruu con su nuevo canal oficial en las redes sociales en el que directamente divulgaría más mentiras aparte de desacreditar la labor de Swaruu y Anéeka.

A pesar de que el cabal contaba con los más brillantes expertos y científicos para sostener la nueva etapa de la divulgación, la verdad era que no eran muy imaginativos y empezaron e inventarse unas historias infumables para los seguidores, aunque, si lograban que los seguidores se las creyeran, habrían conseguido el objetivo final de anular por completo a las semillas estelares. No obstante, era obvio que el cabal estaba acabado y lo que sucedida solo eran bandazos de un reducto agonizante. La falsa Minerva no disponía de mucho más tiempo para instaurar una nueva narrativa en la divulgación, la nueva religión, para la que Ramón y Gala ya no serían nombrados obispos.

Para la Toleka y sus tripulantes, Anéeka incluida, esta noticia no era más que la certificación del fracaso postrero de las facciones todavía activas del cabal. Aun así, tenían que borrar todo atisbo del verdadero contacto, así que después de Swaruu y Anéeka, ¿qué o quién sería el siguiente? ¿Anunciarían la muerte de Dhor Káal’el debido a la tristeza causada por la desaparición inesperada de su hermana? ¿Quizás, la destrucción accidental de la Toleka por una fuga de gas o porque unas termitas cósmicas hicieron un agujero en el casco? Tanto empeño en eliminar dogmatismos y expandir la consciencia habían causado el efecto contrario en muchos seguidores que se creerían sin bacilar tanta insensatez.

Desde la Toleka no podía darse crédito. Al contrario que Elena y Carmen, que se habían retirado a tiempo, era una pena que Ramón y Gala hubieran seguido con la farsa y cayeran tan bajo. Incluso antes de pararse el contacto en mayo de 2022, el nivel de intervención en la divulgación por parte de las agencias de espionaje, muy probablemente rusas, era ya muy alto y de tal magnitud que Ramón y Gala se vieron absorbidos y controlados de tal manera que terminaron sucumbiendo a la tentación del poder y de la corrupción. No podía caber ya en la mente de nadie que Ramón y Gala no estuvieran involucrados conscientemente. Dejaron de ser tontos útiles o eso pensaron. ¿Qué mejor manera de ganarse la vida que ésta, en vez de depender de la precaria monetización de sus canales en las redes sociales terrestres?

Pero, de hecho, tenían los días contados y Minerva sus cartas de despido con fecha y hora.

Anéeka y el resto de los miembros de la tripulación de la Toleka se sintieron abatidos. ¿Tan mal lo hicieron con los contactados? ¿O fueron los contactados los que no supieron estar a la altura y no aprendieron nada de todas las enseñanzas impartidas por los miembros de la Toleka? ¿Alguna vez elevaron los contactados su estado de conciencia con la divulgación real o simplemente se dedicarían a insultar, censurar y faltar el respeto como estaba haciendo Ramón en sus canales desde hacía tiempo? ¿Seguirían el mismo camino sus ciegos y adoctrinados seguidores?

La tripulación taygeteana no podía dejarse influenciar por tan negativos sentimientos y pensamientos. Debía, como siempre había hecho, verlo todo de manera más expandida. Ver que la maldad en la Tierra menguaba con cada día que pasaba, que los regresivos que habían controlado la Tierra por miles de años, se evaporaban en el fragor de la lucha contra las valerosas y admirables semillas estelares encarnadas en los biotrajes lirianos que daban soporte y fuerza a sus espíritus. La batalla estaba ganada y la esperanza de la raza liriana cada vez era más grande. La liberación de la Tierra estaba a punto de acaecer, ¿qué más daba que hubiera dos personas cuyos intereses habían cambiado y que hubieran lastimado la verdadera divulgación y a sus verdaderos seguidores? Cuando todas las facciones y reductos activos del cabal estuvieran totalmente desarticulados y todos sus miembros arrestados, juzgados, condenados y confinados en algún asteroide-prisión deambulando por algún lugar remoto de la galaxia, la verdadera divulgación daría comienzo a través de todos los medios de comunicación masiva, como así se establecía en el proyecto de liberación terrestre de Anéeka, que a esas alturas estarían ya bajo control de las semillas estelares. La verdad saldría a la luz y la gente conocería por fin todas las tropelías cometidas contra la humanidad por las élites globalistas y controladoras desde hacía más de 12.500 años.

§

Publicado por IngenieríaEstelar

Soy Ingeniero Técnico de Telecomunicaciones y después de una vida empleándola en asuntos materialistas he decidido orientarla hacia asuntos más espirituales.

Un comentario en “Capítulo 24 – La muerte de Anéeka.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: